Congreso de GTO analiza iniciativa de violencia con sustancias corrosivas o inflamables contra las mujeres

violencia

Comparte en:

En sesión de las Comisiones Unidas de Justicia y para la Igualdad de Género analizaron la iniciativa de reforma a la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para el Estado de Guanajuato y al Código Penal, que tiene la finalidad de visibilizar las agresiones con sustancias corrosivas o inflamables contra las mujeres.

En su intervención, Elizabeth Durán Isaís representante de la Fiscalía General indicó que desde su expedición la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia para el Estado ya contenía el referente a sustancias, abarcando entre ellas el uso de ácidos, por lo que si se considera pertinente habría que considerar lo que se enuncia en la Ley General.

Respecto a las modificaciones al Código Penal, Durán Isaís precisó que es indispensable definir qué es lo que en esencia se pretende, si resaltar las agresiones contra las mujeres con sustancias o las causas y efectos de discriminación u odio en general contra las mujeres.

Por su parte, Alberto Estrella Ortega de la Procuraduría de Derechos Humanos sugirió valorar la incorporación de las definiciones previstas en la Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia en virtud de que lo que se enuncia resulta ser una cuestión más amplia y protectora.

Lluvia Marcela Martínez Franco, representante de la Universidad de Guanajuato, externó que las modificaciones planteadas visibilizan el tipo de agresiones con ácido, sustancias corrosivas, tóxicas o inflamables, por ser una herida causada con la intención de ver sufrir a la víctima por el resto de su vida, por lo que se consideró adecuado el agravar las lesiones o la muerte de una persona cuando se utilizan este tipo de medios.

Al hacer uso de la voz, Viviana Sifuentes del Instituto para las Mujeres Guanajuatenses, dijo estar de acuerdo con la propuesta tomando en cuenta que en el año 2020 se registró que el 59.8% de las victimas que sufrieron algún tipo de violencias dolosas fue con sustancias corrosivas o toxicas, lo que indica una meditación de odio contra las mujeres y, por tanto, es violencia de género.

Asimismo, Carlos Rodríguez Pacheco representante de la Coordinación General Jurídica, estimó necesario el ampliar el catálogo de conductas que atentan contra la integridad física y emocional de las mujeres, al igual que en el Código Penal se pueda armonizar la redacción tomando en cuenta las reformas a la Ley General.

En su intervención, la legisladora Susana Bermúdez Cano manifestó que no se debe dejar fuera ningún tipo de violencia contra las mujeres, siendo pertinente realizar un análisis tomando de referencia los comentarios vertidos para no entrar en el conflicto de particularizar, y en materia del Código Penal pidió se generara un texto más amplio y una pretensión adecuada.

Al hacer uso de la voz, la congresista Yulma Rocha Aguilar señaló que en el debate nacional se contempló agregarle el tipo de sustancias con las que se hace daño a la víctima, por lo que pidió no alejar la redacción de la iniciativa de los conceptos que se construyeron a nivel nacional, al igual que se debe buscar el apartado del Código Penal que tenga un mayor impacto por la naturaleza del acto y que no se pierda que la motivación de las conductas es una agresión en razón de género.

Finalmente, la diputada Laura Cristina Márquez Alcalá externó que se buscará la armonización con los términos de la Ley General y que es indispensable profundizar el estudio para que los actos que afectan a las mujeres no queden impunes, por lo que propuso la realización de una mesa de trabajo y atender las recomendaciones escuchadas. La propuesta fue aprobada.

Lee esto: Plan C de la reforma electoral: ¿De qué trata el nuevo proyecto de Morena contra el INE?